EDUCACIÓN A SEGUIR

En numerosas ocasiones hemos escuchado o leído que los países nórdicos tienen los mejores resultados académicos y un sistema educativo ejemplar.

Esto tenía que investigarlo y saber por qué nosotros no seguimos el mismo sistema.

Leí que un grupo de profesores españoles se tomaron la molestia de viajar a Finlandia a conocer el funcionamiento de varios colegios del país. Me pareció súper interesante y creo que el Ministerio de Educación español debería tener en cuenta las conclusiones que se sacaron en este viaje.

En Finlandia las aulas no solamente tienen pupitres, también tienen puff o sofás para que los alumnos elijan donde sentarse dependiendo del momento o la tarea que estén realizando.

Las clases están basadas en proyectos prácticos en grupo o exposiciones de los propios alumnos, es el phenomenon learning, ellos mismos planifican, desarrollan y evalúan su proceso de aprendizaje. El profesor es un apoyo, intenta comprender la situación de cada niño y le invita a descansar cuando está agobiado o a trabajar en algo que le guste cuando está motivado, de esta manera cada alumno desarrolla más sus propios cualidades. Este modelo está basado en el aprendizaje individual de cada niño.

Los espacios son abiertos, siguen el concepto open-plan, apenas hay paredes, aprovechan los pasillos para poner bibliotecas que todos pueden usar en cualquier momento. Este concepto también hace referencia a la apertura psicológica, el objetivo es aumentar la participación de los alumnos.

De esta manera los alumnos hacen del colegio su segunda casa, sintiéndose cómodos y terminando con el absentismo escolar. Van contentos al colegio, si algo se rompe o se avería, participan en su reparación o en buscar soluciones para arreglarlo.

Apenas usan libros de texto, como decimos aquí, y los que utilizan son escritos por el profesorado del colegio o instituto donde imparten sus clases.

Cada colegio deja en manos de sus profesores el funcionamiento a seguir. Por este motivo ser profesor en Finlandia conlleva superar una selección muy exigente, solo los mejores currículos lo consiguen tras haber pasado una evaluación completa, incluyendo la valoración psicológica.

Este sistema educativo se asemeja en gran medida al modelo Montessori, del que ya os he hablado en otro post, y lo pusieron en marcha allá por los años 80 cuando la población se hartó de la educación que existía en los colegios finlandeses y decidió cambiar las cosas. Por aquel entonces esa educación podríamos decir que era la misma que tiene nuestro país en la actualidad y que, por algún motivo, nos parece adecuado o no tenemos mucho interés en modificarlo. También hay que señalar que su sistema político está centrado en la igualdad de la sociedad y aboga por las ayudas sociales y el impulso del empleo (muy parecido al nuestro vaya).

De todo esto saco varias conclusiones pero la más importante es, si los políticos fineses se dieron cuenta en un momento dado que su sistema educativo no funcionaba y tomaron medidas para cambiarlo, por qué en nuestro país eso no ocurre? Es que los hijos de nuestros políticos van a colegios privados donde se sigue otro modelo educativo? Es que a los políticos de nuestro país les parece estupendo y maravilloso nuestro sistema educativo o es que solo decidimos compararnos al resto de países europeos cuando a ellos les conviene?

Muchas preguntas sin respuesta que me gustaría, algún día, la tuvieran.

TIPOS DE FAMILIAS

Familia: Grupo de personas formado por una pareja (normalmente unida por lazos legales o religiosos), que convive y tiene un proyecto de vida en común, y sus hijos, cuando los tienen.

Esta es la definición de familia según la RAE. Hay un punto en el que no estoy de acuerdo, ya que, la pareja no tiene por que estar unida por lazos legales o religiosos, simplemente puede estar unida por el amor que se procesan el uno al otro, que al final es lo importante o, al menos, esa es mi opinión.

Hoy en día debemos, es decir, tenemos la obligación de enseñar a nuestros hijos la diversidad de familias que existen, porque a lo largo de su vida irán descubriendo que el tipo de familia a la que ellos pertenecen no es la única ni tiene por qué ser la mejor , ni la peor.

Hay familias mono parentales, por diversas razones, claro está, pero cada vez más mujeres (en mayor medida) deciden ser madres sin pareja. Mi más profunda admiración a todas ellas, me parece muy complicado ya de por sí ser madre en la actualidad, pero además hacerlo sola, requiere muchísimo valor señores míos.

El trabajo, el estrés diario, los cambios culturales que no siempre son buenos para el desarrollo de los más pequeños de la casa, todo ello sin la ayuda de una pareja con la que también puedas descargar toda esa saturación acumulada, uff me agobio solo de pensarlo. Ole por todas esas valientes!!!

Parejas homosexuales que deciden ser padres, ya sea de manera biológica o adoptando, cosa que me parece maravillosa. Miles de niños en el mundo necesitan una segunda oportunidad, empezando por nuestro país y acabando en el otro lado del mundo.

Os voy a contar la historia de Carla y Sara, una pareja de chicas que ha formado una estupenda familia en Washington (EE.UU).

Carla es asturiana y no se lo pensó mucho a la hora de cruzar el charco. En Washington vivían sus tíos y decidió seguir su camino por tierras americanas. Allí conoció a Sara, llevan 13 años juntas y su primera niña tiene 5, fue gestada por Carla. La segunda hija tiene 1 año y fue gestada por Sara.

Casos como el suyo hay muchísimos y, sin embargo, todavía ves caras de sorpresa cuando cuentas su historia. Esto es lo que debería cambiar. Si todo esto se le explica a un niño, lo asumirá con total normalidad y no habrá caras de sorpresas ni debates una vez que crezca y se haga una persona adulta.

El problema es que todavía hay mucha controversia, posturas tradicionales no dan su brazo a torcer y creen tener la verdad absoluta cuando afirman que la familia es la formada por un hombre, una mujer y los hijos en común de estos. Posturas actuales defienden la diversidad de familias y atacan a los más tradicionales a la hora de exponer sus razones.

Creo firmemente que para defender nuestras ideas no necesitamos atacar a nadie. Que es cierto que vivimos en una sociedad dirigida por un patriarcado histórico que no hay manera de de eliminar (cada día me resulta más difícil, os lo digo de verdad, pero no imposible!!). Y que lo importante sigue y seguirá siendo la educación de nuestros hijos.

No podemos educarles pensando que nuestra opinión es la única válida, deben crecer conociendo y creyendo en la diversidad de opiniones, gustos, culturas…. y un largo etcétera. Para mí esa sería la educación ideal, porque sería la que les daría las herramientas necesarias para afrontar todo tipo de situaciones que pueden surgir a lo largo de su vida. De esta manera sí creo que el patriarcado podría ir desapareciendo.

La clave es la misma la EDUCACIÓN, desde la niñez (que es cuando son verdaderas esponjas) deben vivir la igualdad, digo vivir porque es su manera de aprender cuando apenas se mantienen de pie solos. Desde que su sentido de la vista se agudiza, la observación es su método de aprendizaje, y así continúa siendo durante toda la vida.

Como siempre digo, hay que ponerle más sentido común a la vida, no se corten, nunca va a ser demasiado.

FECHAS DE REENCUENTROS

 

Otra cosa genial de estas fechas son los reencuentros con gente que hace años que no ves, las comidas con amigos y familia.

Ocho años han pasado desde que nos hicimos esta foto, por aquel entonces yo no conocía ni al que actualmente es mi marido. Habíamos terminado de estudiar y ya habíamos comenzado nuestra vida laboral, con ganas e ilusión, yo, en Cantabria, Lidia en Oviedo y Enedina en Londres.

Pasaron los años, cada una hizo su vida, mantuvimos el contacto, las redes sociales lo facilitan mucho. Lidia y yo es cierto que hablamos más, vivimos más cerca, pero Enedina decidió irse todavía más lejos (a esta chiquilla el mundo se le queda pequeño) y aterrizó en Colombia, nada más y nada menos!!

Ellas son primas y Lidia no desperdició la oportunidad de irse de vacaciones a ver a Enedina y de paso, adentrarse en la maravillosa cultura del país latinoamericano.

Yo me instalé de nuevo en Laviana, pueblo natal, comencé a trabajar en el hospital de Gijón, me casé y nació Alicia, el resto ya lo conocéis.

Lidia continuó en Oviedo, con su trabajo y preparando nuevos proyectos.

Cuando decidí hacer las comidas terapéuticas, de las que ya os he hablado en otro post, Lidia se apuntó de las primeras, qué mejor disculpa para verse y ponerse al día que una comida mensual.

Llegó el mes de diciembre y quise organizar una de estas comidas, no contaba yo con los eventos varios que todo el mundo tenía, así es que, solo quedábamos Lidia y yo. Decidimos cambiar la localización y nos fuimos a Oviedo. Cual fue mi sorpresa cuando Li me dijo que Enedina ya había vuelto de Colombia, definitivamente!! y se apuntaba a comer con nosotras.

Pues a ponerse al día se ha dicho!!

Lo primero era hacer un megaresúmen de esos 7-8 años que hacía que no nos veíamos. Pensé yo que sería más difícil, pero se nos da bien eso de sintetizar.

Alucinadas unas con otras con lo que hemos vivido durante este tiempo.

Recordamos muchas historias y momentos, buenos y malos, lugares y fiestes de prau como esta, que era lo que más nos gustaba (y nos sigue gustando). Pusimos a caldo perejil a más de uno y una, eso nunca puede faltar en una reunión de amigas. Como una copa de vino en la mano arreglamos el mundo.

Nuestro próximo objetivo, dar rienda suelta a nuestra creatividad disfrutando al máximo del día a día!!

Nuevas ideas, proyectos y risas aseguradas. Con ganas que estas dos chiquiliquatres me cuenten novedades para contaros a vosotr@s, porque seguro os van a interesar.

Aprovecho para desearos unas FELICES FIESTAS!!! que disfrutéis tanto de los vuestros como yo lo hago. Rodearos de buenos amigos y arreglad el mundo, aunque eso conlleve beberse una botella de buen vino, o dos, y que el mundo ruede!!.

AL PARQUE O A LAS TRINCHERAS

 

Os voy a hablar de un tema que me tiene hablando sola. El comportamiento de los niños y sus padres en el parque.

Reconozco que he ido pocas veces al parque con la chiquilla, solemos ir al pueblo, que también hay parque pero donde la mayoría del tiempo están jugando en la plaza bajo la atenta mirada de la abuela y los tíos.

Las pocas veces que he ido, me he pasado la mayor parte del tiempo observando el comportamiento tanto de los pequeños como de sus padres.

He visto muchas cosas señores, niños que no saben o no quieren compartir y sus padres apoyan sus decisiones como si de adultos se tratara.

Niños que no dejan al resto subirse a los columpios y sus padres ni se enteran porque están inmersos en sus teléfonos móviles.

Niños que solo saben divertirse empujando a los demás y sus padres le ríen la gracia.

Y por supuesto también están los niños que disfrutan en el parque jugando con los demás, compartiendo sus juguetes y sus padres tan felices.

El problema de todo esto es que cada vez son más los niños que no respetan al resto y sus padres, no solo no toman cartas en el asunto, sino que se ríen de esa falta de respeto o no hacen nada por cambiar ese comportamiento.

Nos hinchamos el pecho hablando de respeto y educación y después no somos capaces de llevarlo a cabo.

Quiero contaros la historia del hijo de una compi. Nació antes de tiempo, tenía mucha prisa por conocer a mamá, y desde el primer momento demostró que era un luchador. Tras varias complicaciones salió adelante contando, por supuesto, con el esfuerzo y apoyo de su súper mami.

El resultado es un niño feliz con un pequeño retraso madurativo de un año y medio aproximadamente. A causa de esto, este pequeño guerrero sufre a menudo las burlas de otros niños tanto en el cole como en el parque. Su mamá sufre con él obviamente, y aguanta todos estas escenas animando a su hijo y haciéndole saber que, en esas situaciones, no debe bajar la cabeza, sino levantarla bien alta porque él es quien sabe el verdadero significado de la palabra respeto, él es el quien sabe disfrutar de la vida sin meterse con los demás y compartiendo juegos.

Si estos niños actúan así, no podemos echarle toda la culpa a la sociedad, que somos muy dados a ello, porque la mayor parte de la culpa es de la educación que reciben de sus padres. Este tipo de comportamiento suele ser imitado de sus progenitores y si encima estos lo ignoran o, lo que es peor, no actúan, esta situación se va agravando con el tiempo. Hasta qué punto?

Hasta que este niño tenga terror de ir al parque o al colegio?

Vamos a centrarnos un poco, como ya he dicho en más de una ocasión, y dejemos al sentido común tomar las riendas porque esto se nos va de las manos.

Dejemos que los niños sean niños, con su inocencia, su imaginación y su manera de entender el mundo. Pongamos el freno a estas conductas que solamente llevan a que el respeto se pierda por completo. EDUQUEMOS!!! Y seamos conscientes que los móviles y los ordenadores no suplen nuestra presencia, que nosotros somos los que tenemos que enseñar.

HABLEMOS DE CONCILIACION

 

Este es el gran problema de la maternidad en España, por mucho que nos cuenten, todo es MENTIRA!! No existe la conciliación en este país.

Supuestamente en cualquier trabajo tenemos derecho a solicitar una reducción de jornada. Digo supuestamente porque hay muchas empresas, incluyendo el Servicio de Salud del Principado de Asturias, en las que si decides pedir dicha reducción, te empiezan a poner trabas o, amablemente, te hacen entender que supone un problema el hecho que tú disfrutes este derecho.

Finalmente te lo conceden (lógico) pero te arriesgas, por ejemplo, a un cambio de servicio, con el consiguiente cambio de compañeras, de forma de trabajar… o a que te pongan el turno que le venga bien a la empresa, aunque a ti te venga fatal y no te interese. Tienes que valorar si realmente te compensa todo ello.

El derecho a reducirse la jornada es tanto para la madre como para el padre, aunque en España el porcentaje de padres que lo solicitan es mucho menor que el de madres. Partiendo de esta base, a mí ya me da para pensar que existe un problema, qué os parece?

Esto está ocurriendo en una empresa pública pero también puede ocurrir en una empresa privada y encontrarse con peores condiciones, como el despido, y no, no estoy exagerando.

He oído más de una vez que en la entrevista de trabajo a las mujeres les preguntan si tienen pensado ser madres, porque esto, aunque muchos no lo quieran ver, supone un handicap a la hora de conseguir trabajo. La desigualdad ya está presente y el hecho que puedas reducirte el horario es un problema en toda regla.

Cuando nació Alicia por mi cabeza pasaban muchas dudas, la gran pregunta era ¿Cómo compaginar su cuidado con mi trabajo a turnos y el horario partido de su padre? Es cierto, que la reducción de jornada podría haberla pedido mi marido, pero, después del susto que nos dio la chiquilla, fui yo la que decidió hacer el sacrificio para quedarme más tranquila y disfrutar de ella como si cada día fuera el último. Para mi sorpresa, no fue necesario pedir ninguna reducción, ya que , me ofrecieron un contrato en el hospital con el que podía compaginar a la perfección el cuidado de mi hija y disfrutar de ella sin renunciar a mi trabajo.

En ese momento descubrí el club de Malasmadres, la historia de Laura (su fundadora) me dejó boquiabierta, ella sí tuvo que renunciar porque no le dieron la opción de conciliar su vida laboral con el cuidado de sus hijas. A partir de ahí comenzó su lucha para conseguir que las madres de este país no tengan que renunciar nunca a su trabajo y este derecho se haga realidad.

Yo tuve suerte, pero hay muchísimas madres que tienen que hacer malabares para criar a sus hijos mientras siguen trabajando. E, incluso, que renuncian a ser madres para promocionar en su trabajo.

Ninguna mujer debería renunciar a la maternidad por encontrarse con tantas trabas en el mercado laboral. Estamos en el siglo XXI señores, esto debería cambiar ya mismo!!

Está más que demostrado que en muchas profesiones somos más eficientes que los hombres, si es que las empresas de este país están perdiendo dinero al ponernos tantos obstáculos!!

Y después de esta retahíla de argumentos y de aburriros con mis pensamientos, os diré que me he quedado la mar de a gusto diciéndolo en voz alta (bueno, escribiéndolo) y seguiré colaborando y apoyando la labor de Malasmadres y de todos aquell@s que estén dispuestos a cambiar esta situación tan injusta e intolerable.

CHARLA EN EL COLE

Un día como otro cualquiera llega mi hermana y me pregunta si puedo ir al cole de Martín (mi sobrino) a hablarles de mi profesión, están aprendiendo en qué consisten profesiones como policía, bomberos, médicos,enfermeros… y las profes habían preguntado a los papás si conocían a alguien que pudiera ir a contarles de primera mano en qué consistía alguna de ellas. Me puse hasta nerviosa pero no lo dudé, por supuesto que sí!

Lo primero que pensé fue en enseñarles RCP (reanimación cardiopulmonar) pero, tras comentarlo con una compañera que ya había ido al cole de su hija a hablarles del mismo tema, cambié de idea. Mi compi me contó que algunos de los compañeros de su hija habían tenido pesadillas esa noche, y me asusté, pobrecillos!!… no quisiera ser yo el motivo de sus malos sueños.

Mi intención era que les quedara súper claro cuándo debían llamar al 112 (que ya las profes les habían explicado estupendamente) y que dejaran de tener tanto miedo a la imagen de la enfermera. Así que allí me planté con batas, gorros, guantes y mascarillas para todos los niños.

Se vistieron de enfermeros todos los que quisieron hacerlo, aunque el tema de la mascarilla no le gustó demasiado, nos quedamos con las batas y los gorros, estaban monísimos!!

Les enseñé dos tamaños de jeringas, llevé las más grandes y les conté que, a parte de poner inyecciones, con ellas también lavamos los oídos o las narices cuando tienen muchos mocos. Cargué un poco de suero con una de ellas a modo de juego, ellos alucinaban y yo me moría de la risa.

Fue equipada con fonendoscopio y esfignomanómatro para tomarles la tensión, algunos también aprovecharon para escucharse el corazón.

La idea era que comprobaran por sí mismos que tomar la tensión no duele.

Es cierto que cuando van al centro de salud ya entran en consulta un poco a la defensiva y con cierto nerviosismo, sin embargo, conmigo estaban relajaditos y en su ambiente, todos me dijeron lo mismo al hinchar el manguito, no duele nada!!! Objetivo cumplido.

También llevé venda elástica y, al ritmo de una canción infantil que todos conocían, les enseñé como vendar el brazo. Fueron saliendo a la palestra por parejas y, cantando todos juntos, se vendaron unos a otros.

Repetimos varias veces aquello de llamar al 112 y que, en caso de que presenciaran algún accidente, no se podía mover a la víctima. Yo me fui con la impresión de que les había quedado claro.

Tengo que darles mil gracias a las tres profes que me echaron una mano con los casi 50 peques que soportaron mi actuación. A pesar que muchos no estaban por la labor de participar, finalmente se fueron animando y, menos 3 o 4 niños, todos salieron encantados, menos Martín, que estaba muerto de vergüenza.

Ha sido toda una experiencia que repetiría sin duda alguna. Nos lo pasamos bomba y yo me reí un montón. Me fui con muy buen sabor de boca, espero que ellos también.

MUDANZAS Y REFORMAS

Seguimos con más cambios señores, esto es un no parar!

Hace unos meses mi marido y yo compramos una casa con finca, nuestro sueño desde que empezamos nuestra vida juntos. La casa es bastante vieja, precisa mucha reforma interior, así que para poder hacerla pusimos nuestro piso en venta.

Vivimos en una zona donde, actualmente, el mercado inmobiliario no parece moverse mucho, o eso pensábamos, ya que creíamos que no venderíamos el piso en 2 años mínimo. Cual fue nuestra sorpresa, a los pocos meses de ponerlo en venta y con ayuda de una agencia inmobiliaria, lo vendimos a los primeros interesados.

Ahora hay que empezar con la reforma, pero dónde vamos a vivir?? Pues mi padre que vive en una casa solo nos ofreció asilo durante el tiempo que fuera necesario, le dijimos que sí rápidamente antes que cambiara de opinión.

Comenzamos la mudanza … cuanto hemos acumulado en 5 años!!

Las cajas y las bolsas se multiplicaban, cuando creíamos que ya lo teníamos casi todo recogido, seguíamos llenando macro-bolsas de cuadros de los chinos (donde cabría yo sentada perfectamente!!).

Mi padre ya nos ha preguntado varias veces que de dónde han salido tantas cosas dios mío, y yo solo puedo contestarle que NO LO SE!!!.

Pensarlo parece tedioso, pero cuando nos pusimos a empaquetar lo hicimos con ganas y mucha ilusión imaginándonos ya en la casa nueva. Cuando tienes tan cerca un sueño como este….nada se pone cuesta arriba!.

En 4 fines de semana lo logramos. Lo más divertido fue que yo metía cosas en las cajas y Alicia las sacaba o, mejor aún, metía lo que le parecía, como por ejemplo sus juguetes. No podíamos hacer otra cosa que reírnos, su intención era colaborar y dejamos que participara, por supuesto. Pero a la hora de trasladar las cosas al garaje de mi padre, tuvimos que dejarla con él, sino hubiera sido francamente difícil acabar con la tarea.

La duda era ¿cómo se adaptaría la peque a este gran cambio?…la respuesta la obtuvimos enseguida. La primera noche le costó más tiempo del habitual dormirse, pero al día siguiente llegamos de la compra y cuando nos bajamos del coche, ella sola fue andando en dirección a casa de su abuelo sin que nadie le dijera nada. Siempre tenemos tanto temor por ellos y al final son los que mejor se adaptan a los cambios, al menos ese ha sido el caso de Alicia.

Ya estamos con el siguiente paso, pidiendo presupuestos y haciendo números para la reforma de la casa de nuestros sueños, no tenemos prisa pero sí muchas ganas de ir viendo como toma forma, aunque todo el mundo nos diga que lo más duro está por venir. También nos lo decían de la mudanza, y ya lo hemos conseguido, trabajo en equipo que yo llamo, nuestro motor, la ILUSIÓN.

Ya os iremos contando como evoluciona todo, con sus cosas buenas y malas.

CELIAQUÍA

¿En qué consiste esta enfermedad? Es una intolerancia permanente al gluten, conjunto de proteínas que encontramos en el trigo, avena, cebada y centeno.

Nadie nace siendo celíaco, podemos tener una predisposición genética a desarrollarla pero no manifestarse en toda nuestra vida o, por otro lado, presentar síntomas desde la infancia, en la adolescencia o en la edad adulta.

De hecho a mi hermana se lo diagnosticaron a los 35 años, cierto es que lleva con problemas de estómago desde los 20 y con pruebas digestivas desde entonces sin llegar a una conclusión, hasta ahora.

Sus síntomas eran diarrea continúa, sensación de plenitud y anemia importante aunque, dependiendo de la edad a la que se manifieste, los síntomas pueden variar. En la infancia además pueden presentar distensión abdominal, retraso en el crecimiento, náuseas y vómitos, apatía e hiperactividad.

Mi prima es la mamá de Lucía y María y ambas ha desarrollado la enfermedad celíaca en la infancia. Lucía lo pasó peor porque tardaron más en dar con su diagnóstico, sin embargo, con María fue más rápido gracias a mamá que enseguida observó que las cacas de su niña eran diferentes, más amarillas. Esto también puede ocurrir, se llama esteatorrea y es por la mala absorción intestinal, me explico, el intestino no puede absorber las grasas y se eliminan con las heces.

También se dió cuenta por la fisiología de su hija, tenía las piernas muy delgadas y una distensión abdominal pronunciada, además María empezó a estancarse en el peso, no había duda.

El diagnóstico en la edad adulta parece raro, sorprende y te toca mucho las narices, dicho de paso. Pero me parece mucho más llevadero que en la infancia. Yo lo veo por mis sobrinas, si normalmente con un niño tienes que andar con 20 ojos, con esta enfermedad tienes que estar con mil!! Pueden coger un trozo de pan, galleta… donde menos te lo esperes. Cualquiera puede ofrecerles un caramelo o pasta que tú sabes que NO pueden comer pero que ellos no tienen por qué saberlo. Así que estás en situación de ataque permanentemente o, al menos, hasta que la peque sea consciente y pueda decirlo ella misma.

Claro está que la solución en su casa es comer todos sin gluten, es la mejor manera de protegerlas yo creo.

Mi hermana lo tiene complicado a la hora de prepararles la comida a sus hijos, pero nada que no puedan solucionar un par de guantes.

Es un verdadero fastidio a la hora de salir a comer fuera o cuando hacemos alguna comida familiar, ahí directamente optamos por ir a algún restaurante que sepamos, a ciencia cierta, que cocinan sin gluten y si, la comida es en casa, encargamos a Celiastur, una panadería-confitería donde hacen unas empanadas, pasteles, tartas… 100% sin gluten y además buenísimo.

Eso sí, cuando comemos fuera hay que asegurarse bien, especialmente si vas con las niñas, tienen que ser sitios de confianza donde te sepas que no vas a tener lo que llaman “trazas” en algún alimento, es decir, que ese alimento puede contener pequeñas cantidades de alguno de los cereales que tienen gluten o, por contaminación con otros alimentos, por ejemplo el  aceite donde han frito comida con gluten, han pasado con el pan por encima de la comida sin gluten y han caído restos….esto es muy importante conocerlo porque todavía hay gente que cree que es una exageración, y no es así, por un alimento contaminado las niñas pueden tener diarrea dos días entre otros síntomas.

Finalmente lo importante es normalizar la enfermedad, no hacerles sentir que son diferentes, especialmente con las peques, que bastante tendrán que lidiar en su vida. También es muy necesaria la concienciación del resto de la población, es verdad que cada vez hay más casos y se está normalizando mucho la enfermedad celiaca en la sociedad, pero falta mucho camino por andar, sobre todo en el tema niños. Hay gente que todavía cree que esto de ser celíaco es una «moda» y NO señores, para nada!! Esta enfermedad ha existido toda la vida pero, afortunadamente la medicina ha evolucionado y ha conseguido ponerle un nombre.

Para tod@ l@s que padecéis la enfermedad celíaca o tenéis cerca alguna persona que la padece, debéis saber que en cada comunidad autónoma existe una asociación para celíacos que os informa y os apoya en todo lo necesario, en Asturias se llama ACEPA.

Espero que os haya servido de ayuda!!!

 

POR ELLAS

Con motivo del día internacional del cáncer de mama quiero hablaros de ELLAS, mis amigas. En cada grupo de amigas habrá sus historias, yo os voy a contar las nuestras.

Mari hace 10 años tuvo cáncer de mama, su hijo pequeño tenía 3 años, estando ella ingresada el peque se puso malito y también lo tuvieron que ingresar, os podéis imaginar la situación. 10 años después le acaban de dar el alta, contentos es poco, aunque las secuelas son muchas. Su hijo Dani va a cumplir el mes que viene 14 años y está hecho todo un hombrecillo.

Cris tiene 36 años, cuando tenía 19 comenzó con ataques epilépticos y a los 23 le diagnosticaron de un tumor cerebral. La operaron y siguió estable hasta los 2 años después que empezaron de nuevo los ataques, a los 30 años la volvieron a intervenir de una recidiva del tumor.  Entretanto estudió Química y ahora está estudiando enfermería, compaginándolo con su papel de madre de un niño precioso (que será el futuro marido de mi hija).

Eva es prima de Cris, nos hemos criado juntas en el pueblo, a pesar de ser de generaciones diferentes congeniamos muy bien (es lo bueno de los pueblos, nos juntamos todos, desde los de veinti-pico hasta los pre-adolescentes). Hace 12 años le diagnosticaron ELA a su madre, ahora ella y su padre ejercen de grandes cuidadores, ya que, Loli está en silla de ruedas, tiene la movilidad muy limitada y necesita ayuda para respirar, alimentarse y el resto de actividades básicas de la vida diaria. Eva es hija única y torea como una super heroína las adversidades que se le presentan en el día a día, que no son pocas.

Raquel es mi cuñada y prima de Mari, ha vivido su enfermedad muy de cerca, porque son como hermanas. Ella también ha pasado lo suyo, porque, la verdad sea dicha, parece que la ha “mirado un tuerto” como decimos aquí. Ahora está peleándose con la ciática , esperemos que gane.

Lidia es nuestra emprendedora máxima, tiene un negocio en Internet donde se venden objetos hechos a mano, os invito a visitarlo en gretahandmade.com. Su entusiasmo y alegría se contagia, pero también ella tiene su lucha interna que hace que se sienta diminuta ante el mundo. Yo sé que ganará esa pelea igual que la gané yo en su día con mucho apoyo y cariño (y algún otro viaje pendiente que cura todos los males).

Maria y yo también tenemos nuestras historias varias que ya os vamos contando en cada post.

Hace un año decidimos reunirnos una vez al mes para lo que llamamos una comida terapeútica. Es la disculpa para vernos, reírnos y desconectar, arreglamos el mundo sin necesidad de políticos, economistas o abogados, nuestra asesora es una botella de vino y otra de sidra.

Vivimos en un pueblo y cuando nos reunimos, ya hemos escuchado esa frase de: “Pero qué bien vivís…y los niños?” (PUES CON SUS PADRES QUE TAMBIÉN EXISTEN) y ya no os cuento nada si nos ven beber vino (nos tratarán de locas, malasmadres y a saber qué más cosas).

Pero sabéis qué, NOS DA ABSOLUTAMENTE IGUAL!! Nadie conoce nuestra historia, solo nosotras sabemos lo importante de escucharnos y pasar este rato JUNTAS, porque la mejor terapia siempre son ELLAS.

 

TIAS Y MADRINAS: SEGUNDAS MADRES

Cinco años compartí piso con la que a día de hoy considero otra hermana, Mari, ella tiene 4 sobrinos y durante nuestra convivencia los vi crecer y aprender, haciéndolos un poco míos también.

Veía entre ellos además de una relación de tía/sobrin@, amistad, complicidad, siempre enseñándoles desde el respeto y colaborando en su educación.

Yo veía muy lejano mi momento de ser tía hasta que llegó… y en un año, como si se hubieran puesto de acuerdo, dieron a luz mi hermana, mi cuñada, mi prima y una prima de mi marido, tía x 4 en un abrir y cerrar de ojos, así sin esperarlo, que habrá gente que opine que sobrinos son los hijos de los hermanos, para mí son todos!!!

Me volví loca, quería comprarles de todo antes que nacieran, me tuvieron que echar el freno, así que me puse a hacer cuadros de punto de cruz para mis niños como si me fuera la vida en ello.

Martín fue el primero en llegar, se adelantó y encima venía de nalgas, Fernando Alonso a mi lado mero aficionado, me salté un radar(mal hecho) y casi me paso la salida del hospital, en mi defensa tengo que decir que en media hora de viaje pasé de llevar a mi hermana embarazada a llevar al increíble Hulk bajando el santoral al completo.

A pesar del mal rato, la sensación al oírle llorar cuando nació es indescriptible, allí estábamos mi madre y yo llorando a moco tendido esperando que nos dijeran que tanto mi hermana como Martín estaban perfectamente y ya podíamos achucharlos.

Después llegó Lucía, sin epidural, su madre “encantada”, una niña para poner lazos! Eso nos creíamos, pero ni lazos ni nada, se negó desde el principio y ya no hubo manera.

Noel se hizo de rogar y su mamá lo pasó bastante mal, pero lo compensó con creces, nuestro rubio número uno no deja indiferente a nadie, escucharle hablar con 4 años es para grabarle todo el día, se expresa cual paisano de pueblo, todo un personaje.

Miguel fue el último en llegar ese año, nuestro rubio número dos, sin embargo, es el más alto. Su mitad cordobesa no tardó en aparecer, verle tocar la guitarra y cantar es lo más divertido y entrañable que hayamos visto nunca.

Para estrenarme como tía no estuvo nada mal, pero ahí no terminó la cosa, a los dos años llegaron Sergio(hermano de Martín) que con su cara de pillo nos tiene locos, y María(hermana de Lucía), que enseguida demostró su carácter y que tampoco toleró muy bien lo de los lazos.

Me propuse cuidarles, mimarles y consentirles todo lo que pueda y más, pero también enseñarles, sobre todo el respeto hacia los demás, que a mí me parece súper importante, así es que a veces, yo misma les regaño si veo algún gesto o palabra fuera de tono.

El tema madrinas y padrinos aquí es Asturias, especialmente en nuestra zona, es muy tradicional, y como no, yo soy la madrina de Martín y Noel, lo típico aquí es que durante la Semana Santa los ahijados les hacen entrega a los padrinos de una palma o ramo de laurel y, a cambio, nosotros les damos una tarta o roscón, pegarata lo llamamos aquí.

Miguel va a tener otro hermanito para el año que viene y seguramente que nuestra gran familia siga aumentando. Nosotros encantados, ser tío es el mejor regalo que te pueden hacer tus herman@s o tus prim@s, cuando empezaron a llamarme tata yo moría de amor y ahora, que ya me dicen madrina me derrito a sus pies.

Sentarme a jugar en el suelo, intentar enseñarles nuevas palabras, hacer torres de piezas o empujar el tractor, tata está dispuesta a todo y ellos lo saben, todo junto a ellos es divertido.

Las tías cumplimos un papel muy importante en sus vidas, aunque a veces no podamos estar tan cerca de ellos como quisiéramos, eso lo aprendí con Mari, puedes estar a miles de kilómetros y ser una tía molona de la misma manera.

A disfrutar de nuestros sobris y a consentirlos mucho se ha dicho!!