LEYENDAS MATERNALES

 

Hemos escuchado toda la vida, incluso mucho antes de estar embarazadas, mitos acerca de esta etapa de la mujer y también sobre la maternidad en general. Hoy os quiero hablar de cuanta verdad o no hay en muchas de ellas.

En el momento que dices estar embarazada comienzan las recomendaciones de cremas anti estrías y todo tipo de consejos, que no dejan de ser los de siempre, que te hidrates muy bien, que comas sano y hagas ejercicio…Todo esto me parece estupendo y maravilloso y es muy recomendable siempre(estés embarazada o no), pero la realidad es que el hecho de que salgan las estrías depende sobre todo del tipo de piel y de tu genética, tan sencillo como eso.

Como ejemplo os cuento que a pesar de haber engordado 20 kg en mi embarazo, no me salió ni una sola estría por ningún sitio, y no usé ninguna crema, simplemente seguí haciendo lo que hacía habitualmente. A mi hermana tampoco le salieron y es que, a mi madre en sus dos embarazos tampoco. Sin embargo, tengo primas que tras sus dos partos en su piel no cabía una estría más y sí usaron cremas y demás.

Luego viene eso de que si das el pecho tus tetas se quedan mirando al suelo para el resto de tu vida(como uvas pasas me han llegado a decir a mi). Mentira cochina!! Yo di el pecho durante 5 meses y mis tetas sigue tersas y apuntando al frente.

Eso sí nadie te cuenta la realidad de todos los cambios que sufre el cuerpo de una mujer durante esos casi 10 meses(que lo de 9 meses no cuela, empiezas a contar semanas y te plantas en 9 meses y medio).

No es solo el aumento de peso, las nauseas y los vómitos(que a mí me tocaron), también son las molestias a la hora de dormir, hasta que te acostumbras a ese barrigón, aunque las últimas semanas quieres matar a alguien si tu hijo no sale ya!!. También es el estreñimiento con sus colegas las hemorroides que aún no se han ido a pesar que tu hija vaya a hacer ya la comunión.

Lo del desajuste hormonal es la bomba! Ya os he contado como me afectó a mi, que lo mismo me levantaba enfadada que llorando sin saber por qué. Todo un espectáculo.

Por fin llega el bebé!! Y el año pasado te decían que había que bañarlos todos los días y este año que cuanto menos mejor. Al final tú haces lo que te da la gana y se te da tiempo lo bañas y si no, pues a dormir tan pichi.

Nos dicen que es bueno mantener una rutina diaria especialmente a la hora de dormirse para que vaya cogiendo hábitos, pero la realidad es que no solo depende de vosotros, que por mucho que tú te empeñes en dormirle a las 21h, si la criatura no tiene sueño, ya puedes cantar,leer, bailar una danza africana del sueño, que será cuando el lo decida sin más.

También escuchamos mucho eso de que no debemos acostumbrarlos a tenerlos todo el rato en brazos, otra mentira cochina y gorda!! Los bebés necesitan nuestro contacto y nosotros el de ellos, Alicia se dormía en brazos siempre y con 7 meses la tuvimos que pasar a la cama de su habitación porque era la única manera que la chiquilla durmiera toda la noche a gusto.

Lo de leerles un cuento para dormirse está genial, en el caso de mi hija no funcionó, a ella solo le vale la música y las lucecitas de su hipopótamo de juguete. Lo de leer lo deja para la hora del orinal(mientras caga vaya, como hacía todo hijo de vecino, y digo hacía porque ahora en lugar de leer la gran mayoría usa el móvil).

Podría contaros muchas más leyendas de la maternidad, pero estaríamos aquí varios días enteros.

A pesar de todo sigo y seguiré diciendo que merece la pena y repetiré seguro.

2 comentarios
  1. María jose
    María jose Dice:

    Cuanta verdad….si cada uno somos de un padre y una madre es imposible hacer un embarazo estándar!!! Como todo en esta vida…lo que vayas viendo..y lo que te deje eso harás.. esta bien oir lo de las demás,pq igual te puede pasar algo de ellas o TODO.
    FELICES EMBARAZOS!!!!

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Responder a María jose Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *